Inicio / Colombia / Colombia intenta una rebaja fiscal para atraer a los turistas extranjeros

Colombia intenta una rebaja fiscal para atraer a los turistas extranjeros

En abril, el gobierno colombiano aprobó un nuevo decreto que elimina el impuesto sobre el valor añadido o IVA para los ciudadanos extranjeros que adquieran determinados servicios de viaje como hoteles o visitas guiadas.

«Con esta medida, el sector turístico cuenta con otra importante herramienta para seguir ganando en competitividad», dijo la entonces ministra de Comercio, Industria y Turismo, Cecilia Álvarez-Correa, en un comunicado el mes pasado.

Más de 400.000 turistas extranjeros llegaron a Colombia durante los dos primeros meses de 2016. Estos son los principales países de origen ordenados por número de viajeros.

Estados Unidos
77,606

Venezuela
35,344

Brasil
35,091

Argentina
28,539

Pero aprovechar el nuevo acuerdo requerirá cierto esfuerzo.

Para empezar, la medida sólo se aplica a los servicios con un valor, incluido el impuesto, que sume más de 280.000 pesos o diez «unidades de valor fiscal». El importe del impuesto devuelto no puede superar las 100 unidades de valor fiscal, o unos 2,8 millones de pesos.

Para ponerlo en perspectiva, el precio promedio de una noche en un hotel colombiano se situó en unos 217.000 pesos en 2015, según datos de Cotelco, la Asociación Colombiana de Turismo y Hotelería.

Y el impuesto no sólo se eliminará de la factura. En su lugar, los turistas tendrán que llevar un registro de las compras que cumplan los requisitos y presentar la documentación en una oficina de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN) antes de salir del país.

Los visitantes también tendrán que rellenar un formulario, presentar el pasaporte y aportar una fotocopia del visado de turismo válido. En ese momento, los funcionarios devolverán el IVA adeudado en virtud del nuevo decreto mediante el abono a una tarjeta de crédito, menos las comisiones aplicables cobradas por la compañía de la tarjeta.

«Cuando el turista llegue a casa, el dinero se enviará a su tarjeta de crédito», explicó un representante del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo. «Aunque obviamente es opcional aprovecharlo».

Pero la Asociación de Agencias de Viajes y Turismo de Colombia (ANATO) es optimista en cuanto a que el decreto impulsará el sector.

«Es una oportunidad para atraer más visitantes de todo el mundo; para ‘conquistar’ al viajero ofreciendo experiencias únicas, calidad e incentivos económicos», dijo Paula Cortés Calle, presidenta de ANATO.

«Pone al país al mismo nivel que otros destinos mundiales que tienen este incentivo para los turistas».

Por supuesto, la industria turística colombiana lleva años creciendo de forma constante sin ningún incentivo fiscal significativo.

En marzo, las tasas de ocupación hotelera en todo el país se situaron justo por encima del 56%, según Cotelco. Esto supone un aumento de aproximadamente el 6% con respecto al mismo periodo del año pasado, y no es un salto aislado basado en las estadísticas de meses anteriores.

Según Migración Colombia, la agencia de aduanas e inmigración del país, las llegadas de extranjeros a Colombia aumentaron más de un 15% interanual en los dos primeros meses de 2016, el período más reciente del que se dispone de datos.

Más de 400.000 visitantes extranjeros entraron en el país entre enero y febrero. Aproximadamente uno de cada cinco llegó desde Estados Unidos, seguido de Venezuela, Brasil y Argentina.

Puede interesarte

Bogotá: Capital del turismo LGBT

A contracorriente de décadas de mala prensa, Colombia goza actualmente de una merecida reputación como …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.